“Cuidándonos desde casa” XXI

“Un nuevo domingo”

Hoy me he levantado temprano, he desayunado mientras mi familia dormía viendo el amanecer. La luz es intensa, con múltiples tonos y colores. El silencio se puede percibir. La mente permanece callada y en paz. Abro la ventana y percibo la brisa de la mañana en mi rostro. Es como meditar. Meditar no implica reflexionar en un sentido convencional. Es simplemente observar las sensaciones que percibes, sin reaccionar, sin deseo ni aversión.

Muchos sabíamos que este periodo iba a ser largo, largo en el tiempo. Aún nos quedan muchos días de confinamiento.

Es importante darte cuenta y saber que eres tu propio dueño, que nada puede dominarte, que puedes aceptar con una sonrisa cualquier cosa que la vida te depare. Éste es el equilibrio perfecto de la mente.

Ello no implica que no debas actuar, pero actuar con una mente equilibrada es siempre más beneficioso. Al actuar afrontando los altibajos de la vida con la mente imperturbable, sin lamentaciones, sin generar contaminaciones, caminas con una mente equilibrada. Esa es la mayor felicidad.

Pero ahora, hoy, en estos momentos, puedes optar por simplemente observar las sensaciones que percibes, sin reaccionar, sin deseo ni aversión. Aunque sólo sea un instante, percibirás la vida.

Publicado en atención y concentración | Deja un comentario

“Cuidándonos desde casa” XX

” Cambio de programación”

Desde que estamos confinados se han sucedido multitud de acontecimientos que celebrábamos en familia, con amigos, con cenas o comidas conjuntas, regalos o detalles,…

Han acontecido cumpleaños (principalmente los de los más pequeños, y de los más mayores), aniversarios, bodas (que han tenido que ser suspendidas), vacaciones (que ya estaban cogidas de antemano al comienzo del estado de alarma),… Y ahora fiestas, como la Semana Santa en Andalucía o en otras comunidades. Una época en la que muchos hacían alguna pequeña o gran escapadita a la costa, a esquiar, a viajar,… Una época de reuniones y diversiones varias.

Los días comenzaban a hacerse más largos y disfrutábamos de grandes paseos y del buen tiempo. Las terrazas de los bares comenzaban a llenarse y las ferias y mercados se llenaban de gente.

En este tiempo de confinamiento hemos empezado a valorar las pequeñas cosas y les hemos dado la vuelta, valorándolas como grandes cosas: los besos, los abrazos, las reuniones, el contacto,…

Y hemos aprendido también nuevas formas de celebración: cumpleaños que cantan todos los vecinos al unísono, vídeos de felicitaciones, emoticonos o gifs de abrazos o velas soplando, bodas celebradas a distancia pero conectados con las tecnologías, vacaciones repletas de actividades de ocio (leer, escribir, pintar, cocinar, escuchar o componer música, reordenar la casa,… limpiar…).

Hemos aprendido a usar nuestro tiempo, ese bien tan preciado, y a valorar la salud por encima de todo lo demás. Mantengamos el espíritu intacto y el ánimo elevado. Y no me cabe duda de que inventaremos más formas para seguir celebrando todo aquello que nos pase mientras dure el confinamiento.

A por todo.

Publicado en atención y concentración | Deja un comentario

“Cuidándonos desde casa” XIX

“A las puertas de un nuevo fin de semana”

Se van sucediendo los días, el tiempo transcurre, no para. Podemos tener la sensación de que en ocasiones pasa muy deprisa (ya estamos a viernes!!!) o que pasa muy despacio (uff, por fín es viernes). Nuestra percepción del tiempo depende mucho de nuestras emociones, porque el tiempo siempre es igual.

Hoy es viernes y se acaba la jornada laboral, pero, ¿en serio?. No, porque o bien nos hemos quedado al paro, no tenemos trabajo, hemos tenido que cerrar nuestro negocio, estamos en un ERTE. Son sólo unos pocos los privilegiados que pueden seguir trabajando, trabajando desde sus casas, confinados, por teletrabajo, o los estudiantes, aquellos que pueden acceder a las clases online o que realizan sus trabajos desde casa con las pautas del profesorado. Para ellos sí puede tener sentido el que sea hoy viernes. Pero, ¿y aquellos que no tienen descanso, que trabajan sea el día que sea, y las horas que sean necesarias?

Vivimos momentos “extraños”,  a los que no estamos habituados, y que requieren no sólo una adaptación individual sino una adaptación global, social, conjunta.

Si, es viernes, ¿pero qué viernes?. Sea cual sea, mantente centrado en tu día, en lo que hasta ahora has construido, y vive. Al fin y al cabo es viernes.

 

Publicado en atención y concentración | Deja un comentario

“Cuidándonos desde casa” XVIII

“Trabaja la empatía”

Ya estamos a 2 de abril y quien más quien menos ha tenido noticias de familiares, amigos o vecinos que han sufrido la situación en primera persona, que han estado ingresados o que han perdido algún ser querido.

Cuando iniciamos el confinamiento muy pocas personas eran conscientes de lo que suponía esa situación a nivel emocional. Ahora nos viene información de cómo acontece tales situaciones, los miedos y el sufrimiento por despedir a un ser querido sin poderlo despedir realmente, de los sentimientos de culpa por no haberse dado cuenta, del afrontamiento de un ser querido solo sin el apoyo de otros familiares o amigos.

Es el momento de constituirnos como una sociedad de verdad, sensible al sufrimiento humano, capaz de ponernos en el lugar de los demás y ofrecer nuestro apoyo.

No estoy hablando sólo del apoyo de un psicólogo profesional que para familiares de afectados o fallecidos  han habilitado unos números de teléfono donde se proporciona ayuda psicólogica, en este caso, es el 917007989, para profesionales es el 917007990, o para la población en general que es el 917007988. Estoy hablando también de lo que cada uno puede llegar a hacer.

No lo olvidéis. La sociedad es realmente eso.

 

Publicado en atención y concentración | Deja un comentario

“Cuidándonos desde casa” XVII

” Y damos comienzo al mes de abril” “En apoyo a las víctimas ocultas del COVID-19”

Ayer, muchas partes de España amanecieron nevadas. Parece que el tiempo también nos indica que permanezcamos en casa.

Con el comienzo de un nuevo mes, afloran los recuerdos de otros años, y se hace más patente el tiempo que llevamos confinados.

No obstante, si éste confinamiento nos empieza a pesar, si dirigimos nuestra mirada a todas las personas que están haciendo posible que ésto dure lo menos posible, quizás seríamos mucho más conscientes de que debemos mantenernos firmes y continuar hasta el final.

Como profesional experto en crisis y emergencias, es mi deber hacer más clara la labor de estos otros profesionales que están en “primera línea de batalla”. El personal de primera respuesta (personal sanitario: personal de ambulancias, médicos, enfermeros, auxiliares;  policías, guardia civil, personal de defensa civil, militares,…) son víctimas ocultas que de alguna u otra forma se afectan ante una situación de emergencia sanitaria como la que estamos viviendo.

El tipo de trabajo que realizan, los expone a demandas extraordinarias de tiempo, a condiciones especiales propias del trabajo y a emociones intensas por su labor con personas en situaciones difíciles. Parte de su trabajo consiste en la posibilidad de enfrentar experiencias laborales intensas, excesivo sufrimiento humano, incidentes de causas múltiples, muertes, escasez de materiales y la falla en su misión.

Todas estas condiciones, propias del trabajo de primera respuesta, pueden producir una serie de reacciones físicas, emocionales, conductuales y cognitivas que potencialmente pueden interferir, en las habilidades para actuar en el lugar de las operaciones en forma inmediata, en el posterior retorno a la rutina laboral y familiar, o experimentar síntomas que se reflejan en una interacción negativa con el lugar de trabajo, el equipo y los enfermos a los cuales tiene que atender: este es el estrés del personal de primera respuesta.

El grado de afectación inmediato suele ser mayor a Nivel Emocional, seguido del Nivel Físico y Cognitivo.

Es importante tener en cuenta el impacto en la salud bio-psico-social de los equipos de primera respuesta. Que se les proporcione la ayuda psicológica necesaria para hacerle frente.

Y no sólo durante el momento en el que están actualmente inmersos sino también transcurrida la pandemia y el retorno a nuestra normalidad. Puesto que las situaciones vividas de estrés acumulado pueden haber afectado a su salud general.

 

Publicado en atención y concentración | Deja un comentario

“Cuidándonos desde casa” XVI

“Cuidar nuestra mente a través de nuestro cuerpo”

Tras muchos días confinados es posible que hayamos reducido considerablemente nuestra actividad física.

Incluso si tu actividad física se reducía a ir caminando al trabajo, la situación actual puede haberte reducido tu actividad física a cero. Y no digamos los que realizaban algún ejercicio en equipo o acudían a un gimnasio. O los que por salud debían salir a realizar largos paseos o caminar.

Desde que comenzó el confinamiento hemos tenido que adaptarnos a otras rutinas y resolver situaciones que nos salían al paso. Y podemos haber descuidado nuestro físico.

La actividad física es un gran aliado para combatir los estados emocionales de depresión y ansiedad, mejora el funcionamiento de nuestro cerebro, activa nuestro cuerpo y aumenta la sensación de bienestar.

Si no lo has pensado aún, planifícate y plantéate esta posibilidad. Podemos hacer deporte en casa. Hay nuevas aplicaciones o tutoriales que pueden ayudarte en una adecuada planificación. Es también beneficioso a cualquier edad. Además de divertido, nos mantendrá en forma y aumentará las sustancias estimulantes de nuestro cuerpo que nos hacen sentir bien.

En mi trabajo, hay personas que tienen discapacidades que pueden afectar al movimiento y reconocen la importancia de no parar de moverse y trabajar su cuerpo.

No lo olvides, siempre podemos movernos.

Publicado en atención y concentración | Deja un comentario

“Cuidándonos desde casa” XV

“Reorganizando la semana”

Y ya damos comienzo a la tercera semana de confinamiento.

Ya hemos comprendido que es imprescindible que colaboremos todos, sabemos que estamos haciendo lo correcto y que somos responsables de ello con nuestro comportamiento. Hemos ido organizando y planificando nuevas rutinas, y vamos informándonos adecuadamente, evitando estar sobreinformados.

Pero esta semana que comienza es diferente. Estamos a final de mes y con ello nos pueden asaltar las dudas de si podremos hacer frente o no a los pagos mensuales. Tanto si somos autónomos como empresarios con trabajadores a su cargo podemos encontrarnos en un estado de indefensión que genera sin duda síntomas depresivos y/o ansiosos.  Tendemos a anticiparnos y ello ocasiona, sin duda, un sentimiento de vulnerabilidad. Principalmente, por lo atípico de la situación.

Para reducir esos síntomas sólo nos cabe mantenernos informados de los pasos que debemos dar para solventar esta situación. Y volver a nuestras rutinas, confiados y expectantes a lo que ocurrirá, pero manteniendo nuestro control evitando rumiar pensamientos que nos provocan un desequilibrio emocional.

Al fin y al cabo todos estamos en esta situación atípica que debemos mantener para seguir construyendo en sociedad.

 

 

 

 

Publicado en atención y concentración | Deja un comentario

“Cuidándonos desde casa” XIV

“A por un nuevo domingo atípico”

Hoy ha cambiado la hora (recordar una hora menos)y nos adentramos en el horario de verano.

Los días van a comenzar a tener más horas de luz. La Naturaleza no se detiene, continúa con su ciclo de vida constante. Nos invita a vivir.

Esta primavera la recordaremos. Estamos construyendo la historia. Todos y cada uno de nosotros estamos construyendo esa historia. Con nuestras acciones estamos demostrando nuestra mirada a la sociedad en la que vivimos, hemos dejado de mirarnos nuestro ombligo, nuestro propio egoísmo y beneficio.

Todos estamos cambiando. Cambiando, reflexionando y construyendo un mundo mejor. Un mundo en que nos gustaría vivir a partir de ahora.

Mantengamos nuestras alas plegadas para conseguir que nuestros vecinos, amigos y familia nos acompañen cuando podamos salir.

Publicado en atención y concentración | Deja un comentario

“Cuidándonos desde casa” XIII

“Fin de semana”

Y ya ha llegado el sábado. Si te ha pasado rápido la semana eso se llama adaptación. Perfecto. Vamos por el buen camino.

Estamos aprendiendo muchas cosas de nosotros mismos. Nuestras fortalezas, nuestras formas de amoldarnos a los cambios, nuestra solidaridad, nuestro altruismo,…

Pero no todos nos adaptamos igual. Estar pendientes de cómo llevan la situación aquellos que están con vosotros y con los que mantenéis contacto. Ofrecer vuestras fortalezas a los demás.

Apoyar a todos los que se dejan “la piel” y su salud para recuperar nuestras vidas. Eso ya lo vamos haciendo con multitud de iniciativas y principalmente quedándose en  casa. Pero no nos olvidemos de las necesidades de quienes nos rodean.

Es conveniente cambiar nuestros hábitos los fines de semana. Que percibamos un cambio con el resto de las actividades que se hacen durante la semana. Aún estando confinados en casa  es importante. Estamos viviendo una situación nueva, pero debemos mantener nuestra consciencia, en este caso, temporal. Orientarnos en el día que vivimos y amoldar las actividades que solíamos hacer los fines de semana que no solíamos salir de casa.

Muchos sabéis de mi trabajo o habéis leído alguno de mis libros, y comprendéis porqué lo digo. Orientar a todos los niños y a los adultos con deterioro cognitivo es primordial y necesario para ellos. Tenedlo en cuenta y,

Buen Fin de Semana a Todos.

 

 

Publicado en atención y concentración | Deja un comentario

“Cuidándonos desde casa” XII

Me encontraba hoy escribiendo una nueva entrada en este blog cuando me enviaron un vídeo. Es un vídeo realizado por dos estudiantes gijonesas que reflejan el aprendizaje que estamos llevando a cabo. Es importante mantener ese aprendizaje y reflexión de lo que estamos actualmente viviendo.

Todos juntos lo superaremos. Feliz viernes a todos

Publicado en atención y concentración | Deja un comentario